Amantes

11 cosas que debes hacer siendo veinteañero para convertirte en millonario a los 30

Aunque hay tantos gustos como días, los hombres tienen muy claro qué cualidades debe tener la mujer de sus sueños. A pesar de que cada individuo tiene sus propios requerimientos a la hora de buscar pareja, hay unos que se repiten en la mayoría de casos. Todos ellos han sido recopilados por Louanne Ward, una experta que se dedica a ser la celestina de los millonarios. Cada uno le transmite cómo quiere que sea la fémina ideal para él. Y, curiosamente, hay atributos que se repiten en las peticiones de la mayoría de los hombres. Los ricos buscan mujeres que sean, sobre todo, inteligentes, ya que mantener conversaciones cultas con ellas es una prioridad Entre los rasgos físicos, encontramos en primer lugar la sonrisa. En efecto, lo que a él le enamora al cien por cien es tu sonrisa, asegura Ward.

Como conocer un 408517

1. Concéntrate en ganar dinero

Consejos sobre cómo aumentar tu fortuna a siete cifras. Getty Images Getty Images Si quieres hacer siete cifras a los 30 años, lo que hagas a los 20 años es importante. Business Insider ha reunido 11 consejos, de investigadores y millonarios hechos a sí mismos, sobre cómo hacerse rico a la edad de 30 abriles. Esto se aplica a los veinteañeros. Para ayudarte a alcanzar la botana de las siete cifras, hemos reunido 11 consejos de personas que se hicieron millonarios a una edad temprana y personas que han recopilado asesoría sobre cientos de millonarios, que crearon su propia fortuna.

2. Desarrolla múltiples fuentes de ingresos

Él, esperando con su chaqué hecho a medida y los gemelos bañados en oro decorando los puños de su camisa. Familiares por doquier ataviados con pamelas y pajaritas. Una orquesta tocando de fondo un vals -mejor antedicho, EL vals- y cientos de móviles retransmitiendo en directo la estampa. No, no estamos describiendo una escena de telefilme. Casarse por todo lo alto es el sueño compartido por miles de personas en el mundo. Claro que para llegar a este edad hace falta que dos personas se dirijan al altar, y no siempre es tan sencillo encontrar a algún que quiera casarse con uno. Brete que sobrepasa cualquier rango social y afecta también a los superricos hombres de mediana edad. Al menos en lo que respecta a decir el 'sí, quiero'.

Comment

Leave a Reply